Retiro “on line” – Semana Santa 2015

Si decides sacar un poco de tiempo para vivir la Pascua…

Si buscas un momento de meditación cada día…

Si tienes conexión a internet…

Te proponemos que sigas el retiro on-line que cada día de los siguientes colgaremos en la página de espiritualidad:
Jueves Santo   – Viernes Santo  – Sábado Santo  – Domingo de Resurrección.

Consta de una página web con una introducción al día, un ejercicio de interiorización (estilo HARA), la meditación de las lecturas del Evangelio, unas propuestas de oraciones y de algún pequeño compromiso… para que puedas vivir la Pascua.
Necesitarás escuchar audio (cascos, altavoces)

O si lo prefieres y vives cerca, también estás invitado a pasar por la parroquia de Verge de Montserrat, en Es Rafal de Palma de Mallorca (c/ Verge de Montserrat, 56). Cada uno de esos días, a las 10 de la mañana, nos encontraréis a la Comunidad de Hermanos para vivirlo duante una hora, aproximadamente.
Por la tarde, el jueves y viernes a las 17’30h. son las celebraciones.
El sábado, a las 19’30  la Vigilia Pascual.

El domingo a las 10,30 la eucaristía de Resurrección.

Publicado en Sin categoría | Comentarios desactivados

Protegido: Vivir la Pascua – 01 – Jueves Santo – Lo esencial.

Este contenido está protegido por contraseña. Para verlo introduce tu contraseña a continuación:

Publicado en Espiritualidad en la red, Poemas, oraciones y salmos | Comentarios desactivados

José… ¡ese hombre!

sanjose-01“Su madre María estaba prometida a José y, antes de vivir juntos, resultó que esperaba un hijo por la acción del Espíritu Santo”. Mt 1,18

Muchas veces me he preguntado cómo hubiera reaccionado yo. Sé cómo han hecho otros conocidos míos pero ¿y yo? Seguramente más visceralmente que José, el pobre. Es una de las causas irracionales de la violencia de género.
Cuenta Mateo que José, al enterarse de que su joven y preciosa mujer María, aún no vivían juntos, esperaba un hijo y él era bien consciente que suyo no era… decidió separarse de ella sin “hacer ruido” pues era un hombre bueno.

¡Ese José!

No, no fue por un ataque de locura, de celos o lo que, vulgarmente llamamos cuernos, ni siquiera una reacción visceral de quien se siente traicionado. Más bien fue consternación, extrañeza, decepción… ante la infidelidad de su joven “virgen” con la que se había comprometido. Ella era buena, sencilla, aparentemente fiel… Su decisión entraba dentro de todas las lógicas humanas. Y, como era justo, optó por una retirada pacífica. Tuvo que intervenir también Dios. Tuvo que darle un toque definitivo. ¡Quieto! ¡No te aceleres! No es lo que te imaginas.sanjose-02

Dios utiliza, de nuevo, un ángel para darle ese toque reconstructivo y lo hace mientras José estaba soñando… ¡Vete tú a saber en qué! En estos momentos imagino que uno no anda con excesiva serenidad y los sueños suelen ser más bien turbulentos.

Su respuesta fue contundente “hizo lo que el ángel del Señor le había mandado” (Mt 1,24), siguió adelante y se convierte en el “padrastro” del mismo Hijo de Dios, ni más ni menos. ¡Ese José!

En mi vida y ante las contrariedades, las incomprensiones o cuando creo que me tocan mi propia dignidad, ante la falta de lo que yo creo como respeto o en tantos momentos de contradicción en los que “no veo claro”… O cuando valoro a los demás por sus “infidelidades”… no consigo dormir tranquilo. Mis sueños me han turbado muchas veces. Recuerdo momentos en los que reconciliar-me ha sido difícil. He prejuzgado muchas veces sin tener todos los datos ni conocer toda la realidad. Es que yo ni soy bueno ni justo, como José, al menos todavía no. Reconozco que he necesitado “toques” especiales de Dios. ¡Y vaya si lo ha hecho!
Dios, al menos de momento, no nos da ningún toque por medio del correo electrónico, ni el teléfono, ni por wasap ni por las redes sociales… por rápidas y eficientes que sean… sería demasiado fácil. Los toques, al menos a mí, me los da a veces también en sueños, otras en palabras mediadas por personas cercanas, también con miradas, con silencios y, cómo no, con el testimonio de personas justas y buenas que conozco, como José.

No es de extrañar que la Iglesia le honre de muchas maneras. Ni que el Fundador nos lo diera como especial Patrono del Instituto: “Tomad, pues, como modelo vuestro a san José, ya que lo tenéis como patrono… y procurad sobresalir en virtud, a ejemplo de este gran santo” MF 110,1,2sanjose-03

José ¡ese HOMBRE! Trabajador, viril, con esa canosa barba siempre bien poblada, y su bastón donde apoyar sus muchas fatigas. Ese hombre maduro que buscó esposa joven, era humilde pero no tonto, que a veces a las personas humildes los tomamos por simples y no lo son, no. Ese hombre que nos recuerda la serenidad necesaria para afrontar lo que ni vemos ni entendemos. Ese hombre que se dejar tocar por Dios, le escucha y le sigue. Ese hombre que cree en la familia y apuesta por ella por encima de todo. Ese hombre que pudiendo vivir tranquilamente se embarca en la misión de educar a un hijo que no era suyo y, encima, era Hijo de Dios. Ese hombre que experimenta la precariedad, la persecución, que debe emigrar, huyendo de su propia tierra. ¡Un santazo!

Me acuerdo de un Hermano de Catalunya, muy conocido en España pues fue Visitador, que siempre que tenía un grave problema lo escribía en un papel y lo colocaba debajo de una imagen de San José a quien tenía mucha devoción. Siempre dijo que esos problemas sanjose-04se solucionaban. Él, como gratitud, escribía preciosas circulares a los Hermanos con motivo de la Fiesta de San José. Ahora ya están juntos, Frederic debe gozar de lo lindo.
Pues nada, marzo me evoca siempre esa imagen. Claro, son las Fiestas de Valencia. ¡Las Fallas! Me acuerdo del puente de San José, los Castillos de fuegos artificiales… Este año sólo puedo recordar porque ni podré ver a las falleras, ni cansarme yendo de falla en falla, ni oler a pólvora, ni contemplar la ofrenda floral, ni compartir mesa con mi familia Sanchis-Blanquer, ni felicitar a las dos María José de La Gacela ni… a los padres que es su día comercial. Me estoy convirtiendo en un “ni-ni” más.

Pero seguro que mi “Ítaca-Tortuga” alguna sorpresa me deparara. De alguna manera celebraremos a José ¡Ese HOMBRE! Santo y justo. Mientras haremos caso al Fundador que nos vuelve a recordar: “a ejemplo de este gran santo, sed fieles en hacer todo cuanto Dios quiera de vosotros…” MD 6,3,3 Se trata de estar atentos a los “toques de Dios”.

Para PENSAR
· ¿Crecemos en la bondad de las personas?

· ¿Cómo se nos revela Dios? ¿Sabemos escucharle?

· ¿Cómo trabajo las contrariedades en mi vida?

· ¿Soy sensible al mundo de la inmigración? ¿Cómo lo demuestro?

 

MI ORACIÓN:
José ¡ESE HOMBRE!
José, hombre de Dios.

Que supiste superar tus inseguridades personales,

Dudas y miedos.

Aceptaste la voluntad de Dios
José, fiel esposo,

de fidelidad silenciosa.

Que supiste cuidar de María y de Jesús.

Aceptaste el reto de su nacimiento.sanjose-05
José, hombre de escucha,

de obediencia e interioridad.

Que supiste proteger a Jesús,

haciéndote emigrante en tierra extraña.
José, hombre de casa,

honesto y trabajador.

Que supiste educar a Jesús.

Aceptaste cuidarle con amor.
José, hombre sencillo,

acogedor, prudente.

Que supiste cuidar del mismo Hijo de Dios.

Aceptaste con humildad un segundo plano en el Misterio.
José ¡Ese hombre!

de fe y de celo.

Ayúdanos a vivir con coherencia nuestra vida,

A escuchar y aceptar la voluntad de Dios.

Amén.

H. Rafa Matas

Cuba Marzo 2015.

Publicado en Chispas espirituales, Instantes lasalianos | Comentarios desactivados

Vida espiritual en la sociedad digital. Libro.

torralba-vida espiritualAutor: TORRALBA, Francesc.

Título: Vida espiritual en la sociedad digital. ¿Es posible desarrollar las vivencias interiores en la era de la globalización?

Editorial: Lleida. 2012. Coleción Estilos 13.

Páginas: 178

Breve comentario:

Pues sí, es posible. Salvando viejos pero actualizados errores de la vida espiritual. Tanto si estás fuerte en el tema espiritual y necesitas verlo desde la vertiente espiritual; como si estás fuerte en ordenadores pero más flojo en espiritualidad: te interesa leer el libro.
Fácil lectura. Muy estructurado en sus ideas, como es estilo del autor. Divulgativo. Accesible.

 

Índice:

1.- La sociedad digital
– El desarraigo y la red.
– El universo en un cuarto
– La conexión interdisciplinaria
– Vínculos y comunidades virtuales.
– La ruptura de la endogamia tribal.
– Un caballo desbocado
– Cronófagos: devoradores del teimpo.
– La pérdida del aura.
Sigue leyendo

Publicado en Libros sobre espiritualidad | Comentarios desactivados

Ceguera. A corazón abierto

ceguera-01“Palpamos la pared como ciegos, y andamos a tientas como sin ojos; tropezamos a mediodía como de noche; estamos en lugares oscuros como muertos”

Is 59,10

Me ha llamado muchísimo la atención la cara de bondad de una señora ya mayor. Aquí, en La Tortuga. Es ciega. Seguramente, como muchas personas de aquí, por cataratas. Sí, lo que en nuestra tierra es cosa de unas horas… aquí es ceguera asegurada. Madame Teres es una de las mujeres que la comunidad apoya mensualmente. Y no digo más. El domingo me senté en su mismo banco pues no pierde ni una misa. Al dar la paz me dijo “la paix de notre Bon Dieu, Fré Rafa”. Me impresionó. ¿Cómo sabía que era yo? ¿Por el olor? ¿Por el tacto? Porque verme no me podía ver, seguro.

Me ha inspirado esta reflexión.

ceguera-02

Reconocer que venimos de Dios exige ser capaces de ver, de vivir con corazón sensible (que no con sensiblerías) y de tener los sentidos abiertos.

Oído para escuchar a Dios y al hermano. Oídos para que los clamores de nuestro entorno no pasen desapercibidos y encuentren en nosotros un eco que les ayude a seguir caminando.

Pero el oído no es suficiente. Podemos oír y no escuchar; o escuchar sin más… necesitamos que lo escuchado pase por nuestro corazón de carne y de espíritu para que nos haga vibrar y nos empuje al compromiso.

Ni el oído ni un corazón sensible son suficientes para reconocer la acción de Dios en nosotros si no somos capaces de ver, si no tenemos bien abiertos nuestros ojos, si estamos ciegos. Peor aún, libremente ciegos. Si nos empeñamos en no querer creer y nos limitamos a decir “no tengo fe”.

José Saramago ya nos alertaba en su “Ensayo sobre la ceguera” sobre “la responsabilidad de tener ojos cuando otros los perdieron”, incluso se cuestiona si en un mundo de “ciegos” cabe alguna esperanza. Claro que sí, la esperanza nos la da el saber de dónde viene uno y hacia adónde va.

Según la OMS, hay 285 millones de personas con discapacidad visual de los cuales 1’4 millones son niños. Claro, la OMS no puede controlar la peor de las cegueras: la ceguera del que no quiere ver, la “ceguera espiritual”. No será porque hoy no abunden posibilidades, corrientes, medios… las cosas del espíritu preocupaban y ocupaban más hace unos años.

Tengo un amigo agnóstico, dice él, que le encanta escaparse a lugares “espirituales”… busca monasterios y experiencias diferentes a su día a día. Me pregunto ¿qué busca? Realmente qué busco, qué buscamos… Le quiero, entre otras cosas, porque a pesar de todo sigue buscando… y, a veces, llorando. Eso sí, sin que nadie le vea.

Desde mi propia experiencia, la “ceguera espiritual” es la de quien mira pero no es capaz de ver. Siempre me ha impresionado aquella idea de San Juan Bta. de La Salle cuando al hablar de la fe nos invita a: “a no mirar nada sino con los ojos de la fe, a no hacer nada sino con la mira en Dios, y a atribuirlo todo a Dios…” CT 11,1,2

ceguera-03Venimos de Dios y para experimentar nuestro origen necesitamos mirar y para mirar, ver. A lo largo de mi vida ¡cuántas veces viendo no he visto! Muchas veces he preferido hacerme el ciego para no mojarme, para no buscar respuestas a mis miradas. O, lo que es peor, he preferido cerrar los ojos creyendo que así, lo que veía se arreglaría por sí mismo… tiempo al tiempo. He preferido mirar las cosas desde la óptica de lo que me era más ventajoso y placentero huyendo de lo que va en contra de mí, de mis intereses… huyendo de la vida en terreno de resurrección. Por eso coincido en la afirmación de José Saramago al decir: “Pienso que todos estamos ciegos. Somos ciegos que pueden ver, pero que no miran”.

Sin embargo, la misma luz haitiana me hace recordar, sentir y ver que el deseo de Dios es todo lo contrario, es que vivamos en la luz, que se caigan cuantos velos nos impiden ver y mirar y caminar y reconocer al otro como hermano. Y si no, agudizar el olfato, el tacto… como Madame Teresa……

Lo sé por mí mismo y por lo que observo en mi alrededor. Esto no es nada fácil. Ceguera espiritual tuvieron los mismos discípulos y esto que “le veían y le tocaban”. Ceguera espiritual tuvo el mismo Nicolás Vuyart cuando se dejó llevar de… Pienso que muchos conflictos que vivimos son porque Dios desea llevarnos un poco más adelante en el camino. Ocurre que muchas veces las percibimos como “agresiones” y no como medios para ensanchar nuestro horizonte espiritual.

ceguera-04Si mantengo mi ceguera es imposible que pueda responder al mensaje evangélico. Mi “Ítaca – Tortuga” debe llevarme al arrepentimiento y a la fe, y a la luz, para llegar a verle “cara a cara”, también a través de mis hermanos. Se trata, pues, de hacerse “a la mar sin velos ni remos” según nos dice San Juan Bta. De La Salle en su Meditación 134,1,2

Hoy siento la necesidad de hacer eco en mí aquella experiencia del ciego de Jericó: “¿Qué quieres que te haga?  – Señor, que reciba la vista. (Lucas 18,41) justamente así terminaba mi reflexión del pasado mes de enero. Y pedir por Madame Teresa y por quienes le guían en su alrededor.

Venimos de Ti, Señor. Ayúdame a mirarte y a mirar al mundo, a las personas… con tu mirada. Pronto llega la Cuaresma, por tanto, buen tiempo para cambiar la mirada, para reflexionar en las “enfermedades” que nos ciegan y que tan acertadamente nos compartió el Papa Francisco en Diciembre.

Para PENSAR

· ¿Tienes fe? ¿La cuidas, la alimentas, te formas en ella o… simplemente ahí está?

· ¿Eres de los que “viendo” prefieren no ver?

· ¿Educas en la fe desde la palabra y desde el testimonio?

· ¿Está tu fe encarnada en la vida o es pura racionalidad o puro afecto?

Para ORAR

“FE”

Soñar, esperar, ver
tocar, cantar, dar, descubrir.
Eso es creer.

Soñar
que el sueño es posible.

Esperar
que se haga de día.

Ver
más allá de mí mismo.

Tocar
y sentir al hermano.

Cantar
y contagiar alegría.ceguera-05

Dar
y construir armonía.

Descubrir
y ver el misterio.

Eso es creer.
Hacerse a la mar sin velas ni remos”

Dame Señor,
tú mirada, tu luz,
tu gozo, tu entrega,

Dame tu FE.
¡Y que VEA!

H. Rafa Matas

Tijuana (México) Febrero 2015

Publicado en Chispas espirituales, Instantes lasalianos | Comentarios desactivados

Carpe. A corazón abierto.

“No os preocupéis del mañana; a cada día le basta su problema”.
Mt 6,34

Iniciamos un nuevo año.
Nuevos retos y nuevas oportunidades.

Nuestro Fundador nos recomienda, en estas fechas, hacer un repaso del año, ver como hemos vivido cada momento de nuestra vida y actuar en consecuencia.
sixtinaCreo recordar que era Horacio quien habló primero del “carpe diem”, de disfrutar del momento presente. Nunca soñaría que tantos siglos después y por razones muy diferentes su intuición seguiría siendo tan actual. Nuestra sociedad se ha encargado de ello, especialmente quienes encuentran en ella un medio de marketing económico. El presente puro y duro es lo que vale.
Vivir el presente Sigue leyendo

Publicado en Instantes lasalianos | Comentarios desactivados

Hacerse a la mar sin velas ni remos. Retazos de espiritualidad Lasaliana

hacerse-a-la-mar(Clicar aquí para bajar completo el archivo en pdf, 1,4 Mb) Hacerse a la mar

Tienes entre tus manos unos “simples” pensamientos expresados en cortos textos del pensamiento de San Juan Bautista de La Salle. De su abundante obra he seleccionado 280 citas y/o textos. Ni están todas, ni era mi pretensión, para ello tenemos sus obras completas. Obedecen a aquellos que personalmente más me han “marcado” y he utilizado con más frecuencia a lo largo de los últimos 20 años en mi servicio de animación.

Pueden servirnos a todos los lasalianos para nuestra meditación personal, nuestra oración, nuestras reflexiones diarias… o para iniciar alguna reunión de todo tipo. De la creatividad de cada uno dependerá su adecuado uso.

Convencido de que “el Espíritu Santo se manifestó de manera especial en la vida, obra y escritos de nuestro Fundador”, es nuestro deber dar a conocer, difundir… las raíces de nuestra espiritualidad. Este material, sencillo y sin grandes pretensiones, es un granito de arena más.

Convencido de que todos los lasalianos reconocemos en San Juan Bautista de La Salle como quien abrió “un camino de santidad para todos los educadores” y, por tanto, necesitamos seguir profundizando el conocimiento de nuestro Fundador, su itinerario y su espiritualidad.

Este material quiere contribuir a divulgar una pequeña parte de su legado. Convencido de que “los Hermanos se sienten investidos de una responsabilidad particular al compartir su herencia pedagógica y espiritual con todos aquellos con quienes trabajan” y, al poner en común este material que he ido elaborando, no sólo me “desprendo de él” sino que lo comparto gustoso desde mi responsabilidad de Hermano.

En definitiva, es una invitación a que todos los lasalianos pongamos en común nuestros “materiales” para que sirvan de alimentación al resto. Es una manera también de compartir nuestra visión y nuestra fe… sabiendo que “No es suficiente navegar con seguridad; hay que llegar a puerto” MF 164,3,1 máxime cuando nuestra navegación la hacemos muchas veces “sin velas ni remos” fiados totalmente de quien nos ha llamado a nuestra misión: el Señor, Jesús.
El índice analítico, apartado 13, puede ayudar en la localización de textos.

(De la introducción. Hno. Rafael Matas)

remos

Publicado en Instantes lasalianos, Pistas para oración personal y comunitaria | Comentarios desactivados

Impenitente. Una defensa emocional de la fe. Libro

impenitente-portadaAutor: SPUFFORD, Francis.

Título: Impenitente Una defensa emocional de la fe.

Editorial: Turner. Colección Noema. 2014

Páginas: 215.

Breve comentario:

Éste es un libro especial. Muestra el ser cristiano, defiende el ser cristiano desde la emoción religiosa. Un poco difícil de leer, no sé si por la traducción o por el estilo propio del autor. Algún capítulo lo he leído dos veces… en todos encuentro genialidades. El capítulo 5, Yeshua, contando la vida de Jesús desde lo emocional me parece excelente. La PHaC es universal (ver en las citas); el optimismo cruel de nuestra cultura; el pesimismo bondadoso de Jesús; Dios no es un elemento cognoscible; el Dios de todas las cosas, de todas las historias; Si existe, el muy cabrón… como veis el lenguaje es bastante ¿desenfadado o enfadado?
Creo que con este estilo indignado toca la esencia de lo espiritual, y no te deja indiferente.

 

Índice:

1.- Impenitente.
2.- Todo tiene grietas.
3.- El superpadre.
4.- Hola, mundo cruel.
5.- Yeshua
6.- Etcétera
7.- La liga internacional de los culpables.
8.- Consecuencias.
Notas

 

Citas que resalto:

- «Lo que sentí escuchando a Mozart en 1997 no es una metáfora noña de una idea en la que creo, ni una fachada que oculta el espacio donde de verdad está la creencia: es la cosa en sí. Mi creencia está hecha de, se compone de, se sustenta en emociones como esta.» (Pág. 25)

- «Todo viene renqueando, a la zaga de la certeza emocional de que la misericordia existía y yo la percibí Por eso el debate de si las ideas son o no ciertas, que es el debate esperado por la mayoría de la gente cuando se habla de religión, también es secundario para mí. No sé si existe un Dios. (Y ustedes tampoco, ni el professor Dawkins ni nadie. Es imposible saberlo. No es un elemento cognoscible). Sin embargo, como todo ser humano, no tengo por costumbre albergar únicamente las emociones que soy capaz de demostrar. Sería un bicho raro si lo hiciera. Las emociones pueden ser ciertamente engañosas: pueden hacernos creer cosas que son definitiva y demostrablemente falsas. Pero las emociones son también un instrumento de navegación indispensable para abrirnos camino a través del territorio mucho más amplio de las cosas que no son susceptibles de demostración o refutación, que no pueden cotejarse con el universo físico.” (Pág. 27) Sigue leyendo

Publicado en Libros sobre espiritualidad | Comentarios desactivados

BENDICIÓN PARA EL NUEVO AÑO (Florentino Ulibarri)

Que tu mirada gane en hondura y detalle
para que puedas ver más claramente
tu propio viaje con toda la humanidad
como un viaje de paz, unidad y esperanza.

Que seas consciente de todos los lugares
por los que caminas y vas a caminar en el nuevo año,
y que conozcas , por experiencia, qué bellos son
los pies del mensajero que anuncia la paz y la buena noticia.

Que no tengas miedo a las preguntas
que oprimen tu corazón y tu mente;
que las acojas serenamente y aprendas a vivir con
ellas hasta el día en que todo se remanifieste y sepa.

Que des la bienvenida con una sonrisa
a todos los que estrechan tu mano:
las manos extendidas forman redes de solidaridad
que alegran y enriquecen con su presencia  protectora.

Que tu vida este año, cual levadura evangélica,
se mezcle sin miedo con la masa
y haga fermentar la Iglesia y el mundo en que vivimos,
para que sean realmente nuevos y tiernos.
que es tu roca, tu refugio, tu fuerza, tu consuelo
y tu apoyo en todo momento, lo invoques o no,
descienda sobre ti y te guarde de todo mal.

Que sea tuyo el regalo de todas las cosas creadas;
que sepas disfrutarlas a todas las horas del día;
y que te enfrentes, con valentía y entusiasmo,
a la responsabilidad de cuidar la tierra entera.

Que el manantial de la ternura y la compasión
mane sin parar dentro de ti, noche y día,
hasta que puedas probar los gozos y las lágrimas
de quienes caminan junto a ti, tus hermanos.

Que despiertes cada mañana sereno y con brío,
con la acción de gracias en tus labios y en tu corazón,
y que tus palabras y tus hechos, pequeños o grandes,
proclamen que todo es gracia, que todo es don.

Que tu espíritu esté abierto y alerta
para descubrir el querer de Dios en todo momento;
y que tu oración sea encuentro de vida,
de sabiduría y de entendimiento de los caminos de Dios para ti.

Publicado en Sin categoría | Comentarios desactivados

En Navidad

En NAVIDAD
(En el siguiente enlace puedes bajar el archivo en pdf e ilustrado con imágenes Navidad-Rafamatas)

“No hay otro lecho que un pesebre para acostar a este niño recién nacido”
Lc 2,2 6

Llega la Navidad. Mi compartir bien se merece un poco más de espacio que lo habitual.PRESENCIA
Efectivamente, llega la Navidad.
Pero… ¿llega? ¿Qué Navidad llega?
Sin duda son estas próximas fechas unos días importantes para todos las personas y, de manera especial, para los cristianos. Recordar como el mismo Dios se encarna en medio de nosotros exige todo un acto de fe. El misterio por el cual Dios se hace como tu y como yo no puede pasar desapercibido ni quedar adormecido por reclamos comerciales que nada tiene que ver con el sentido profundo de este “recuerdo”. O lo pasamos por nuestro corazón o se quedará en simples sensiblerías Sigue leyendo

Publicado en Instantes lasalianos, Poemas, oraciones y salmos | Comentarios desactivados