Inteligencia espiritual. Libro

inteligencia-espiritualAutor: Zohar, Danah y Marshall Ian

Título: Inteligencia espiritual. La inteligencia que permite ser creativo, tener valores y fe.

Editorial: Plaza y Janés. Madrid

Páginas: 303

Año: 2001.

Comentario: El libro es muy sugerente. No presenta la espiritualidad desde una visión cristiana, sino estrictamente humana. Desarrolla la idea de Inteligencia Espiritual (IES) como una capacidad que todas las personas tenemos pero que escasamente desarrollamos. Humildemente pienso que los argumentos de la justificación científica son débiles, pero el planteamiento de la capacidad espiritual es profundo y sistemático. Fue de los primeros textos que leí sobre inteligencia espiritual, y he utilizado y citado en la formación sobre espiritualidad.

Índice

1ª parte: ¿Qué es IES?
Introduciendo IES
La crisis de sentido

2ª parte: Las pruebas científicas de la existencia de la IES.
Tres clases de pensamiento, tres clases de inteligencia.
Más sobre las oscilaciones neurales de 40 Hz, la conciencia y la inteligencia espiritual.
El punto divino en el cerebro.

3ª parte: Un nuevo modelo del ser.
Interludio: una breve historia de la humanidad.
El loto del ser I: las capa del ego.
El loto del ser II: el medio asociativo.
El loto del ser III: el centro.

4ª parte: Usar la inteligencia espiritual.
Cómo nos volvemos espiritualmente aturdidos.
Curándonos con la IES.
Nuestro compás en el límite: Usando IES para crear una nueva ética.
¿Qué tipo de personalidad tengo?

5ª ¿Podemos mejorar nuestra IES?
Seis caminos a una mayor inteligencia espiritual.
Evaluando mi IES.
Ser espiritualmente inteligente en una cultura espiritualmente enfermiza.

 

Textos que destaco:

“El humanismo occidental heredado de la Ilustración es espiritualmente idiota y el asiático es espiritualmente inteligente”

(Algunas características de las personas con mucha IES)
“- Capacidad para comprender cualquier religión, pero sin estrechez mental, fanatismo y prejuicios.
– Capacidad para integrar lo intrapersonal con lo interpersonal.
– Capacidad para ser flexible, adaptable.
– Poseer un alto nivel de conciencia de sí mismo, de las propias motivaciones.
– Capacidad de afrontar y usar el sufrimiento y el dolor.
– La cualidad de ser inspirado por visiones y valores.
– Reluctancia a causar daños innecesarios.
– Tendencia a ver las relaciones entre las cosas (ser holístico).
– Marcada tendencia a preguntar ‘¿Por qué?’ o ‘¿Y si?’ y a pretender respuestas fundamentales.
– Ser lo que los psicólogos denominan ‘independiente de campo’.
– Mayor equilibrio entre los seis caminos.”

“Siempre que nos apartamos de nuestros supuestos o de nuestra forma habitual de ver las cosas, cada vez que logramos una visión que coloca nuestra actuación en un mayor contexto de sentidos y significados, cada vez que transcendemos el ego y actuamos desde el centro, cada vez que experimentamos el estremecimiento de la belleza o de la verdad que nos supera, oímos lo sublime en una obra musical, vemos la majestuosidad de un amanecer en la montaña, sentimos la profunda simplicidad de una nueva idea, vivimos las honduras de la meditación o la maravilla de la oración, estamos percibiendo nuestra IES y, en alguna medida, usándola para curarnos” (Pág. 183).

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.